Follando con mi suegro una mañana en el embarcadero



Llevo casada no llega a un año. Mi marido lleva algunos meses poniéndome los cuernos. Así que decidí vengarme de él follandome a su padre. Desde el primer día que lo conocí me sentí atraída por él. Tiene 56 años pero es muy fuerte y cariñoso. Siempre me ha dado mucha seguridad estando a su lado.

A él también le gusto ya que sus miradas y sonrisas junto con nuestra buena relación y complicidad hizo que tuviera más confianza con él que con mi marido. Hacía una mañana preciosa y aprovechamos para dar un paseo por el embarcadero. No aguanté más y le conté que su hijo me estaba siendo infiel. Y que había tomado la decisión de vengarme. Quería serle infiel y el elegido era él.

Mi suegro se quedó sorprendido, me respondió que le atraía mucho pero que no podía hacerlo.No me costó mucho convencerle, me senté en su regazo y comencé a acariciarle su pecho mientras le quitaba la camisa y rozaba con mi sexo en su pierna. En pocos segundos tenía su polla en mi boca. Mientras se la chupaba él me sujetaba de la cabeza y no paraba de jadear y gemir de placer. Su polla no era muy grande pero sí juguetona, me encantaba metérmela toda en la boca mientras con mi lengua lamía todo su pene desde la puntita hasta los huevos.

Me sentó en el banco y empezó a chupar mi coñito mientras dejaba mis grandes tetas al aire. Me confesó que estaba ansioso por acariciar y chupar mis tetas y que había fantaseado follándome mientras me sobaba mis grandes pechos. Así que no tardé en estar follando con mi suegro, me puse a cuatro patas y cogiéndome de las caderas me la metió toda dentro de mi coño. No costaba entrar ya que yo estaba muy excitada y mojada. Mientras me penetraba me cogía de mis tetas y no dejaba de sobarlas.

Me monté encima de él estaba ansiosa por estar follando el padre de mi marido  mientras mis tetas golpeaban su cara. Me mordía y chupaba suavemente los pezones y enseguida me corrí encima de él. El estaba a punto de correrse pero le pedí que aguantara que tenía una sorpresa preparada. Me senté encima de él y le pedí que me la metiera por mi culito. Casi se corre cuando se lo dije, pero aguantó y tuvo tiempo para follarse un poco mi culito. No tardó mucho en correrse en mi boca, su semen caliente estaba delicioso.

Pasé una agradable mañana practicando sexo con mi suegro en el embarcadero mientras mi marido seguramente ni se imaginaba lo que estaba disfrutando con su padre.

Tags: , , , ,

Videos relacionados:

Sitemap | Canalporno.xxx © 2014