Sexo con una jovencita viciosa



Conozco a Susane desde que era niña. Era mi vecina, era una niña gordita y fea. Yo soy cinco años mayor y cuando empezó el cole siempre me encargaba de llevarla y recogerla. Fueron pasando los años y Susane sufrió una increíble transformación. Cuando tenía catorce años adelgazó, y esa niña se fue convirtiendo en una adolescente preciosa. Siempre fuimos buenos amigos pero le perdí la pista cuando sus padres se trasladaron y ella fue a otro instituto.

Con 18 años y ya en la facultad Susane regresó al barrio, era una preciosa joven castaña de pelo rizado, pequeñas tetas, culito redondo y unos labios y sonrisa maravillosa. Ahí fue cuando me enamoré de ella y cuando comencé a acostarme con Susane. Nunca pensé que esa niña, se convirtiera en una preciosa mujer, joven y que disfrutaba del sexo. Una mañana me despertaron unos gemidos, venían del baño, al acercarme la vi desnuda dándose un baño mientras se masturbaba. Estaba completamente abierta de piernas sobre un espejo mientras se acariciaba su sexo. Sonriendo me dijo que no tenía agua caliente en casa y que había entrado sin despertarme para bañarse. Yo no podía quitar la vista de su precioso cuerpo. Sus piernas largas, su sexo húmedo e hinchado y su sonrisa.

Me senté en el salón esperando a que terminara, estaba muy excitado Susane era una joven cachonda y preciosa y sólo pensaba en tener sexo con ella. Susane se acababa de correr porque escuchaba sus gritos de placer desde el salón. Al salir del baño ella seguía como si nada y yo estaba conmocionado. Se me acercó semidesnuda, se tumbó en el sofá, abrió sus piernas y seguía acariciándose, tenía su clítoris hinchado y sus enormes labios vaginales estaban mojados. Comencé a comerle su coñito, ella seguía gimiendo. Susane resultó ser una joven cachonda, después de lamerle un poco su sexo, sacó mi polla y me la chupó hasta ponerla tiesa, la cogió la acercó a su sexo y me invitó a penetrarla. Era una maravilla follarla suavemente por detrás mientras la besaba y acariciaba sus pequeñas tetas de pezones duros. Su coñito estrecho apretaba mi polla y cada embestida era para morirse de placer. Sacó mi polla de su coñito, se sentó encima de ella y me masturbo rozándome con su sexo, su sexo empapado resbalaba sobre mi polla mientras me masturbaba y ella gemía de placer.

La tumbé, la abrí de pierna y comencé a follarla bien fuerte. Enseguida se corrió, mientras se corría se montó encima de mi polla y comenzó a moverse sin parar, un movimiento delicioso que hizo que me corriera en su coño dejándoselo todo lleno de semen. Fue una experiencia maravillosa tener sexo con Susane, una joven preciosa, cachonda y adicta al sexo.

Tags: , , , , ,

Videos relacionados:

Sitemap | Canalporno.xxx © 2016